<img height="1" width="1" style="display:none" src="https://www.facebook.com/tr?id=1148177755261420&amp;ev=PageView&amp;noscript=1">

    Blog Vive Más

    Cómo escoger un buen pediatra

    29/06/18 16:14 / por Sofia Guerrero

    Quienes están a punto de ser padres o ya lo son, saben lo importante que es escoger un buen pediatra, el cual les genere confianza y por sobre todo les ayude a mantener y mejorar la salud de sus hijos. Esta labor no es sencilla, sobre todo cuando el directorio está lleno de opciones y se cuenta con varias recomendaciones de familiares o amigos.

    Elegir un doctor o doctora especialista en medicina pediátrica, representa una relación a largo plazo para toda la familia. En vista de que los cuidados pueden extenderse hasta la adolescencia, hay que tener buen criterio para tomar esta decisión. Por ello, queremos ofrecer unos valiosos consejos para ayudarte en este camino de ser padres.

     

    Tips esenciales para escoger un buen pediatra

    Todos los profesionales en pediatría cuentan con formaciones académicas adecuadas, criterios, visión de servicio, grados distintos de empatía y una manera particular de interactuar con sus pacientes. De lo mencionado, consideramos que la preparación científica, la empatía y el trato son factores esenciales para construir una relación a largo plazo. Ahora en este contexto queremos compartirte cómo escoger el pediatra adecuado para ti cuando dispones de un plan de medicina prepagada.

     

    pediatra

     

    Te puede interesar también: Costos de las operaciones más comunes

     

    1. Consulta los prestadores afiliados a tu plan de medicina prepagada

    Dentro de la página web de tu compañía de medicina prepagada, podrás encontrar los especialistas que estén avalados mediante un convenio, para así brindarte la mejor atención.

     

    2. Considera las recomendaciones

    Otra forma es empezar a crear una lista de potenciales candidatos. Esta consiste en pedir la opinión de familiares, amigos, conocidos o incluso de otros doctores quienes han usado su plan de medicina prepagada.

     

    3. Ubica los pediatras más cercanos

    Para evitar traslados e inconvenientes con la movilización, se puede buscar como primera opción los médicos que estén más cerca de donde te encuentres con tu hijo. La frecuencia de visita antes de los 6 meses suele ser cada 30 días y luego se va espaciando. La facilidad de tener un pediatra cerca también brinda comodidad a los padres de atender cualquier urgencia lo más pronto posible.

     

    4. Toma en cuenta su formación

    Además de la cercanía. Los antecedentes de formación académica son un buen inicio sobre las distintas alternativas en tu lista de especialistas. Aunque entendemos lo relevante que son las cualidades humanas del pediatra, es muy importante también la capacidad de diagnosticar y tratar a tu hijo, en base a la calidad de los estudios que ha recibido durante su formación médica.

     

    5. Solicita una entrevista

    Una vez que queden pocos nombres en la lista, una buena forma de conocer mejor al posible pediatra es mediante una conversación personal. Visita al especialista para que valore a tu hijo, así no se encuentre enfermo ya que es importante realizar el control del niño sano. Esto permitirá a los padres cerciorarse sobre las condiciones de infraestructura del consultorio, conocer como es el trato con los niños, con los padres y finalmente ver cómo fluye la dinámica hacia una relación a largo plazo.

    entrevista con pedriatra

    6. Elabora un cuestionario

    Ésta es una muy buena decisión, por lo cual es necesario indagar sobre los aspectos importantes para ti. Las preguntas pueden estar relacionadas con los antecedentes de problemas de salud familiares, los resultados de exámenes de laboratorio que disponga tu hijo, sobre la vacunación o cómo podrían contactarse con el médico, en el caso que tu niño se encuentre enfermo y no esté en horario habitual de consulta. Todo lo que se consideres relevante debe estar incluido en estas averiguaciones.

     

    7. Evalúa el profesionalismo de las personas que ayudan en su consultorio

    Al momento de la entrevista, se debe tomar en cuenta cómo se comportan las enfermeras o secretarias del consultorio y por su puesto el grado de limpieza de las instalaciones. Una buena relación debe comenzar por una comunicación respetuosa, atenta y empática que pueda transmitir seguridad. Si el trato con el pediatra es muy bueno, pero con sus colaboradores no lo son, es bueno detenerse a pensar si eso podría constituirse en una barrera en el futuro.

     

    8. Confía en tu primera impresión

    Toda persona de alguna forma siente una conexión cuando trata con otras personas. Al acudir a la entrevista con el futuro pediatra es importante constatar cómo se comporta, la forma en que se comunica, su carisma, el interés real en la salud de tu hijo. Demostrar ese cuidado, cariño, atención y saber escuchar son buenas señales para considerarlo.

    primera-impresion

     

    Te puede interesar también: Enfermedades más comunes en el Ecuador

     

    9. Investiga los detalles y la facilidad de contacto

    Los bebés y los niños requieren de una atención constante, por lo cual la disponibilidad del especialista es fundamental. Ésta se traduce en conocer cuáles son los horarios de consulta, el teléfono de oficina o personal al cual se puede llamar y los canales para situaciones de emergencia. Esta información contribuye a tomar una decisión más informada.

    10. Reúne los datos y toma la decisión

    Una vez que se haya recopilado toda la información necesaria, podrás tomar la decisión más acertada en base a sus referencias, localización, su nivel de formación académica, su empatía, sus actitudes. Puede que esto sea un proceso que tome algo de tiempo, pero sin duda al final lo vale.

     

    Recuerda que...

    Habrá instancias en las que tu niña o niño no se sienta cómodo con el especialista, por eso es muy importante brindarle confianza y tranquilidad para que el Pediatra pueda hacer su trabajo en las mejores condiciones. En el caso de mudarse a otra ciudad o tu médico de toda la vida esté por jubilarse, se puede recurrir a este proceso nuevamente o puedes solicitar al pediatra actual alguna referencia sobre alguno de sus colegas.

     

    ¿ESTÁS PREPARADO PARA UNA EMERGENCIA MÉDICA?

     

    Temas: Prevenir Enfermedades, Hijos, Plan médico

    Sofia Guerrero

    Escrito por Sofia Guerrero

    Relacionista Pública, Cronista y Comunicadora.

    ¿Te gustó nuestro blog? Compártelo